La balcanización de la marcha LGBT

Los errores, las torpezas y las disputas destruyen las mejores ideas… la imagen de la próxima marcha LGBT en Bogotá será parecida a la de los Balcanes después del fin de Yugoslavia.

Habrán al menos tres marchas. La de Theatron que todo parece indicar será en Chapinero. La del sur, liderada por comerciantes LGBT de la primera de mayo. La marcha de la “mesa LGBT de Bogotá” que será por la carrera séptima desde el Parque Nacional (o desde la Plaza de Toros) hasta la Plaza de Bolívar.

¿Por qué pasamos de una de las marchas más unidas, masivas e impactantes de lationoamerica a la balcanización de la marcha?

Por si fuera poco algunos activistas de la mesa LGBT de Bogotá piden “ley seca” para la marcha… ¿activismo conservador? ¿se necesitan más medidas represivas en el país de la seguridad democrática?

El próximo año estará lleno de retos en torno al matrimonio y la adopción, pero no habrá una movilización social proporcional a los retos, al contrario tendremos división y rivalidad.


La mesa LGBT de Bogotá es la responsable política de estos hechos. Esta estructura entró en crisis, no sólo por su falta de legitimidad formal, sino también por su falta de legitimidad material.

Un ejemplo de esto es la imposición a Theatron de una “sanción” sin el debido proceso: no existía sanción previa, no fueron escuchados, ni tuvieron recursos para controvertir la decisión. La mesa se instituyó como un tribunal de la santa inquisición y determinó que Theatron no podría ir a la marcha el próximo año. De esta manera la mesa entró en un conflicto con la la discoteca más grande de Bogotá, con recursos importantes para la movilización social y quien fuese un actor importante en la creación del centro comunitario y en otras acciones de incidencia política. Theatron hace de la marcha un evento masivo y divertido, además es un actor social real, con una gran influencia en la comunidad.

La mesa LGBT es ciega a la realidad y prefiere quedarse con rivalidades ficticias y vanidades de lo “realmente político”. Algunos activistas se quedaron con aquel estribillo que Florence Thomas hizó famoso: “menos Theatron y más movilización”. Este falso dilema ha sido resuelto por todos los movimientos LGBT contempóraneos: la rumba y el carnaval son parte de nuestra movilización, en otras palabras, “más Theatron y más movilización”…

La mesa LGBT no cumple funciones de unidad, es un espacio que genera discordia entre las fuerzas vivas de la comunidad LGBT. Su estructura no se corresponde con la realidad de la movilización LGBT de la ciudad. Ha perdido su capacidad de representación, de vocería, de acción, es poco conocida (sólo el 28% de los asistentes a la marcha LGBT conocen a la mesa, Ver Encuesta LGBT: Sexualidad y Derechos Profamilia/CLAM/UNAL) y no tiene un enfoque político acertado: nominaron a Alejandro Ordoñez como funcionario público que lucha contra la homofobia ¿? X-(

Si no hay un giro radical en los actores de la comunidad LGBT, el próximo año tendremos que ir a tres marchas… y si se cruzan tendremos que elegir…

Lo cierto es que quienes hacen parte activa de la Mesa LGBT y tomaron las decisiones sobre la marcha dilapidaron uno de nuestros mayores capitales… es un error político del que nadie se quiere hacer responsable.

¿Habrá alguien capaz de reunificar nuestra marcha?

Comentarios

Alonso dijo…
^Desconozco lo que cuentas sobre una "sanción" a Theatrón. ¿Por qué razón? No puede haber más que odio y envidia en esa decisión. El odio, que tanto pedimos que se extinga en los otros, es lo primero que negamos de nuestro carácter... Y, si, tienes toda la razón en lo de la balcanización de la marcha...solo que, a la marcha que organizará Theatrón, se le sumarán Singay y Trinchera que fueron, a la postre, las tres carrozas que hicieron de la pasada marcha un verdadero carnaval de unidad y alegría. ¿Qué fue lo que hizo Theatrón, vuelvo a preguntare, para ganarse esta sanción? Sencillo: llenó de belleza y alegría un evento que quieren colonizarlo unos mamertos.
Fiorixk dijo…
De acuerdo en todo lo que dices, la sanción a Theatron me pareció a todas luces una decisión equivocada. Amanecerá y veremos como marcha la marcha. Por ahora ir a la mesa es un ejercicio de sacrificio y paciencia, que yo al menos ya no tengo.

Entradas populares